El Material Con Que Se Forjan Los Sueños

Bogart, que además de un borracho profesional era un magnifico actor , interpretó a Sam Spade en “El Halcón Maltés”, gran clásico y opera prima de John Huston. En ella dice una de las grandes frases finales del cine: “Es del material con que se forjan los sueños”, pero ¿se refería realmente al condenado halcón por el que han estado intrigando durante toda la película? Cuando uno piensa cual es el material en el que se forjaron los sueños durante el Siglo XX no hay duda, es el mismo material en el que se imprimió la imagen y la voz de Bogart para que millones de espectadores pudieran disfrutar y recordar esa gran frase. El material con que se forjan los sueños es el celuloide; 35 milímetros de historias, pasión, arte y entretenimiento; 24 fotogramas por segundo, o lo que es lo mismo: miles de fotografías inmóviles que dan una falsa sensación óptica de movimiento, porque en el cine todo es artificio, todo es falso, hasta lo autentico, como buen sueño que es. También es hipnótico, con la sala oscura, con un haz de luz de gran potencia que choca contra una lona en blanco y golpea nuestras retinas, cuando uno sale de la sala de cine se sale como atontado, como si nos hubieran hipnotizado con esas luces en la penumbra, ¿habéis visto varias películas en el cine en un mismo día? Llega un momento en que te sientes en una nebulosa en el que la realidad que hay fuera de la sala se vuelve más etérea y extraña que la falsa realidad reflejada en la pantalla.

En este blog quiero limitarme a ser un espectador más, una sombra a contraluz que siente, disfruta, aborrece o idolatra las películas, la idea es hablar de las películas que he visto con una impresión fresca, o sea películas que he visto en un plazo menor de 24 horas (48 horas en casos que no he tenido tiempo pero deseo hablar de esa película), puede que sean películas que haya visto por primera vez o que haya visto ya una docena de veces, lo importante es que estén frescas en mis sentidos. La gracia es que no serán grandes textos, no habrá más documentación que nombres y fechas (porque mi memoria es un desastre y soy un desastre con los idiomas), donde se reflejarán lo que he sentido viendo la película, lo que me ha gustado y lo que no, será inevitable que haya algo de análisis, lo llevo en la sangre, soy repelente, es así, si yo lo acepto también tendréis que aceptarlo vosotr@s, aunque realmente deseo que no sean muy profundos, por dos razones, una porque tengo poco tiempo y sé que si me dedico mucho tiempo al blog acabaré abandonándolo, y segundo, porque si quiero escribir textos más sesudos y profundos hay otros lugares donde publicarlos, por ejemplo http://www.manderlay.es, que os invito que ojeéis.

Espero en este blog mostrar mi pasión por el cine, dicen que mi pasión es muy evidente cuando hablo de cine, y ahora me gustaría que también lo fuera al escribir. Pero sobretodo deseo que disfrutéis leyendo estos textos una infinitesimal parte de lo que yo disfruto viendo cine, porque eso significará que disfrutaréis mucho, y que el blog os incite lo que siempre intento incitar, ya sea en mis clases, en mis escritos o en cualquier charla improvisada: a animaros a ver cine, a descubrir cosas nuevas y romper barreras. Hay más de 100 años de cine y todo un planeta, tanta riqueza desaprovechada y que gracias a internet está a nuestro alcance… ampliad vuestros horizontes, todo lo demás es palabrería.

Si has llegado aquí, gracias por leerme, aunque no sé si lo merezco.

Raúl Ruiz Serna

Escrito en una madrugada de insomnio, entre las 5 y las 8 de la mañana.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s